Viernes 30 de Octubre del 2020

Reflexiones para un pensamiento pedagógico nacional

Carlos Ricciardelli da detalles de su práctica docente en un barrio vulnerable de la Comuna […]

Publicado el 14 julio, 2020 por Nicolás Rosales

Carlos Ricciardelli da detalles de su práctica docente en un barrio vulnerable de la Comuna N° 7 en estos tiempos de pandemia y comenta con alegría el lanzamiento de la revista digital Sustantivo Colectivo. 

Carlos Ricciardelli trabaja como docente en la EMET D.E. N° 19 del Bajo Flores, una de las zonas más candentes por diversas complejidades, ahora más agravadas por lo que se está viviendo como consecuencia de la pandemia. Además es delegado de UTE (Unión de Trabajadores del Estado).

No es pariente de Rodolfo Ricciardelli -aunque lleve su mismo apellido-, aclara y comenta que es una pregunta suelen hacerle. “Lo conocí al padre a través de otros compañeros. Cuando el falleció, me inundaron la casilla con mensajes y con llamados”, recuerda como anécdota. 

Antes de hablar del lanzamiento de la revista sobre pedagogía para la comunidad educativa, repasamos algunos quehaceres de la vida educativa y el rol del docente en este contexto único y particular que nos toca vivir. “La pandemia lo que vino a hacer es ampliar aún más las enormes desigualdades que se viven en los barrios más carenciados de la ciudad. Esto hace que sea muy difícil mantener un contacto asiduo entre los estudiantes, las familias y los docentes. Pero porque gran parte no tienen  conexión a internet. Aunque resulte difícil de creer muchas familias hoy en día no tienen celular, o tienen pero no tiene conexión wifi en sus casas sino que tienen que pagar para ponerle crédito y poder conectarse a internet”, remarcó Carlos.

Maestro y profesor de historia, mencionó una de las soluciones que se plantearon desde la docencia: “Lo que empezamos a hacer a partir de la entrega de los bolsones, entregamos a los padres y madres de los alumnos, a ellos y ellas mismas, cuadernillos o fotocopias de las actividades que vamos realizando, vinculándonos con las familias. Son cuadernillos que distribuye Educación de Ciudad y de Nación”. Además dijo: “Otra de las cuestiones que se plantean como problema es que como tutor de primer año, hasta las mitad del mes de junio seguí incorporando alumnos a la matrícula, o sea que estoy trabajando de manera virtual, con todas las dificultades mencionadas con chicos y chicas que no vi nunca, que no conozco prácticamente. A esta altura son más los alumnos nuevos que se fueron agregando durante la cuarentena a los que teníamos a principio de año”.

Por otro lado, este medio pudo acceder a la información que el Ente Nacional de Comunicaciones (ENACOM) comenzaría a entregar tablets a los alumnos beneficiarios de las asignaciones universales, o familias que perciben este beneficio, lo que vendría a achicar la brecha digital existente. Cabe aclarar también que en estos años que pasaron se dejaron de entregar computadoras en la ciudad, lo que agravó aún más esta situación, sobre todo en el nivel inicial. Al respecto, habría en la legislatura un poryecto de ley para declarar como derecho indispensable el acceso a los dispositivos tecnológicos, de modo de amparar a estas situaciones críticas.

“La gran dificultad que estamos teniendo hoy con el distanciamiento social y la educación virtual es la conexión básicamente con las familias. Gran parte de nuestro tiempo lo dedicamos a llamar por teléfono para saber cómo están de salud, emocionalmente. El coronavirus avanzó bastante en estos barrios, y muchas familias por miedo a la discriminación no dicen abiertamente que algún integrante de la misma se contagió. Nosotros como docentes ansiamos y deseamos volver a la educación presencial, pero también estamos preocupados, y algunos otros compañeros asustados. Esperamos que los protocolos de regreso tengan en cuenta la realidad en su totalidad de las escuelas de la ciudad”, agregó.

Por último, Ricciardelli contó sobre el lanzamiento de esta revista digital: “Sustantivo colectivo es una revista hecha por docentes, siendo el fruto de más de una año de trabajo. Con un conjunto de compañeros y compañeras del ámbito porteño y del conurbano bonaerense nos venimos  reuniendo en el Centro de Estudios Nacional A. Jaureche, en San Telmo. Empezamos a empezar cuál es la escuela y la pedagogía para nuestros jóvenes estudiantes pensándolo desde lo plebeyo, lo popular. Estamos convencidos que el proyecto educativo neoliberal necesita ser arduamente batallado, discutiendo no solo qué enseñar sino con qué perfil enseñar. Pensamos en un país que sea en serio para todos y todas. Donde nuestros jóvenes puedan desarrollar sus potencialidades, hablamos de un país integrado a la realidad latinoamericana, como un sueño de una gran nación. Esta utopía de nuestros patriotas sigue estando en el pensamiento de la mayoría del pueblo. Una pedagogía nacional y latinoamericana reconociendo nuestras diversidades y diferencias que nos enriquecen. Potenciando el desarrollo de nuestra ciencia e industria nacional para poder romper con las dependencias extranjeras. Estamos abiertos a la participación también”.

Para ver la revista podés hacer click en el siguiente link: https://bit.ly/30tOyUl


Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una

Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional (CC BY 4.0).

Por favor no corte ni pegue nuestros contenidos, tiene la posibilidad de redistribuirlos usando nuestras herramientas.

Deja una respuesta

Para enviar su comentario debe estar registrado y haber confirmado
que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones.