Domingo 25 de Septiembre del 2022

La máquina grande y otros cuentos

Así se titula el último libro de cuentos del escritor Mario Berardi. El vecino de […]

Publicado el 14 septiembre, 2022 por Nicolás Rosales

Así se titula el último libro de cuentos del escritor Mario Berardi. El vecino de Flores ya tiene experiencia en este tipo de relatos y en esta entrevista nos contó de qué se trata su último trabajo.

Mario es Licenciado y Profesor en Artes de la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA. Tiene una larga y rica trayectoria como realizador audiovisual y además se desempeñó como docente en diferentes instituciones privadas y públicas. A todo esto, también escribe e investiga sobre televisión y cine.

En cuando a escritura, también ha publicado en el año 2006 “La vida imaginada, historia social del cine argentino”, en el 2014 “Esos mundos” un libro de cuentos, y en el año 2015 la novela “El corazón del desierto”.

“La máquina grande, y otros cuentos” invita de entrada a los y las lectoras a reflexionar desde su título, aquella máquina haciendo alusión a la maquinaria social a la que muchas veces nos vemos sometidos de manera naturalizada siendo contralados, espiados (como un panóptico) y a la cual muchos y muchas se resisten y la combaten.

Pero mejor dejemos que nos cuente de qué va el libro el propio Berardi, quien nos recibió en su casa una fría tarde de sábado y nos concedió esta entrevista exclusiva que entre café y café devino en una charla casi filosófica, sin definiciones cerradas.

La Comuna 7: Contanos, ¿cómo se fue dando el proceso de escritura de tu último libro?

Mario Berardi: La mayoría de los cuentos de este libro los escribí durante la pandemia, y los que no, eran algunos otros cuentos que por ahí los tenía descartados y que revisé y los incluí. Al estar más tiempo en casa y a pesar de seguir dando clases virtualmente, tuve más tiempo libre para escribir. No lo pensé a propósito, se dio así. Hay una estructura tradicional de escritura en el cuento: principio, desarrollo, final, y en general me gusta trabajar así. De hecho, otros colegas me comentan: tus cuentos son muy clásicos, sin embargo y de manera experimental acá me animé a otra cosa. Están bastante de moda los cuentos breves como género, que tiene que ver me parece en como cambió la sociedad en términos de consumo. Son cuentos muy muy breves, de rápida lectura, y que tiene que ser muy genial para que funcione. Lo que yo hice no es precisamente esto. Ocurre lo mismo en el otro extremo, por ejemplo si pensamos en novelas extensas, de 800 o 900 páginas. Experimenté con diálogos, cuentos breves, y otros más extensos. Los cuentos sufren un proceso de reescritura, corrección, y de pensar en quien lo puede leer.

LC7: ¿Trabajás con algunos conceptos que hagan de ordenadores?

MB: En general mis cuentos están atravesados por la ironía. También la ciencia ficción. Colegas que saben de esto último me comentan que los míos son cuentos de ciencia ficción “soft”, porque lo que se llama la ciencia ficción dura tiene que tener una base científica, el relato tiene que estar fundamentado de alguna manera. A mí no me interesa eso, me da fiaca investigar. Mis cuentos tienen un ambiente de que podrían suceder en un futuro más o menos cercano, pero también suceden ahora. Son historias universales, para no caer en lugares particulares, en eso que el lector puede encontrar como una cercanía. No me sale la escritura costumbrista.

LC7: El título resulta interesante también…                                         

MB: Este libro tiene mucho que ver con el mundo de las tecnologías, y con los cambios que están sucediendo en el mundo. Con el ojo que mira, el control que se da en la vida cotidiana. Me río un poco de todo esto. Por otro lado, en el desenlace de cada cuento, trato de darle un sentido a lo que estoy contando.

LC7: ¿Tenés referentes en los que te podés llegar a inspirar?

MB: Sí, muchos. Me gustan los y las escritoras que hacen lo que no se puede hacer pero no tanto. Aquello que rompa con lo esperado en el relato, algo que por ahí no tenga nada que ver con lo que se venía contando, que sorprenda. De acá, y más contemporánea, me inspira Samanta Schweblin.

LC7: ¿Qué querés generar en los y las lectoras?

MB: Voluntariamente no quiero nada. Sí me gustaría básicamente que no se aburran. Y con el tema del humor, que se me entienda la ironía. En la literatura se espera a un lector modelo, yo me imagino a un lector bastante inteligente. Uso lugares comunes, eso ayuda mucho. Me gusta jugar entre la realidad y la ficción.

La semana pasada el libro se presentó en el “Imaginario Cultural” del barrio de Almagro. “Fue una tarde vibrante en un lugar hermoso, rodeado de amigos y hablando de literatura. ¿Qué más se puede pedir en los tiempos que corren? Ah, sí, es verdad, se puede pedir que el libro encuentre a sus lectores y que los lectores lo recomienden a otros lectores”, escribió Mario Berardi en sus redes sociales.

Fotografía: Lucía Berardi.


Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una

Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional (CC BY 4.0).

Por favor no corte ni pegue nuestros contenidos, tiene la posibilidad de redistribuirlos usando nuestras herramientas.

Los comentarios están cerrados.

Para enviar su comentario debe estar registrado y haber confirmado
que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones.