Viernes 22 de Septiembre del 2023

Horacio D’Alessandro abrió el taller al barrio

Horacio D’Alessandro abrió por primera vez su taller de artes visuales a la comunidad de […]

Publicado el 4 noviembre, 2016 por Gustavo Viera

Horacio D’Alessandro abrió por primera vez su taller de artes visuales a la comunidad de Parque Chacabuco de la mano de una muestra con las obras realizadas por sus alumnos.

dsc_0156El taller de artes visuales dirigido por el artista y maestro Horacio D’Alessandro realizó su primera apertura a la comunidad. El empuje de los alumnos y las ganas del maestro confluyeron para que los vecinos de Parque Chacabuco puedan visualizar las obras de los alumnos. “Abrimos las puertas de nuestro espacio de trabajo para compartir y hacer circular las producciones de los artistas-alumnos que asisten al taller. Se trata de un grupo heterogéneo de personas de distintas características que se encuentran cada semana a producir sus obras e intercambiando pensamientos, tratando de encontrar “qué es hacer arte”, se decía en la invitación formal a la muestra.

«Nos esmeramos mucho para que la colgada sea acorde con la capacidad del lugar y con la calidad de los trabajos. El espacio lo acondicionamos con buena luz, sigue siendo un taller de arte, no una galería de exposiciones. Vamos a hacer eventos seguidos. El año que viene tengo pensada una muestra retrospectiva desde mis comienzos», se entusiasmó Horacio.

La selección y organización de la muestra fue realizada por Horacio y sus hija Mercedes y Silvina, que también son profesoras de arte. «Ellos trajeron entre 5 y 6 trabajos. Y nosotros, con mi hija, hicimos como curadores. Curadores desde adentro porque sabíamos lo que hacía cada uno. Era difícil porque el espacio es chico y son muchos alumnos. Le pedí que traigan trabajos chicos para que quepamos todos. Y con una variedad de estilos buscando una coordinación para que se vea armónico», contó Horacio en la intimidad de la charla.

La voz de los protagonistas

La inauguración de la muestra fue el 22 de octubre pasado con un cóctel formal y la presencia de invitados. ahí, pudimos tomar contacto con los hacedores de las obras que nos contaron sus sensaciones.

Ana Capiz realizó sus obras con pomos, rollos de papel higiénico y cajas de huevos, todos materiales reciclados. «A mi me interesa todo lo relacionado con el medio ambiente y me parece que está bueno representarlo en la obra», manifestó. Y parte de ese interese lo encontró en el taller con el maestro. De hecho, hace 5 años que concurre ininterrumpidamente.

108Un año y medio hace que Carlos Gonzalez se acercó por primera vez a tomar clases con Horacio. No tenía experiencia, sólo se dedicaba a dibujar en forma anárquica. Horacio le aportó su toque a las obras y así lo siente él: «Estos dibujos que ves colgados son de Horacio 100% y no son de Horacio 100%. Porque él me dice ahora vas a hacer un collague, qué embole, me traía a jardín, a la primaria. Le di bola y arranqué, y una vez que quedo hecho, me dije que los espacios blancos los tenia que intervenir. Y esa es la mano de Horacio. El collage que me hizo hacer él y el toque que surgió de mi para llenar esos espacios vacíos. Sin pretensión de nada», relató Carlos.

La más antigua del grupo que habló con este medio se llama Fabiana Da Silva. Hace 6 años que está con Horacio, desde que lo conoció como profesor del IUNA. Fabiana es puro reconocimiento: «Horacio nos aportó la seguridad, por eso estoy exponiendo yo acá. Y me dio lo que la facultad no me daba, un montón de herramientas y me abrió la cabeza en muchas cosas. Poder soltarme para crear diferentes cosas. En la facultad estaba como muy estructurada. El es muy abierto y sabe un montón. Básicamente me dio muchas respuestas». La obra expuesta por ella se basa en fragmentos de textos de los cuentos de «Rayuela», de Julio Cortázar.

Su filosofía de enseñanza

Acompañar, acompañar y acompañar. Dejar que el otro haga, parecen ser los lemas que acompañan el método de enseñanza de Horacio D’Alessandro. Así lo expresaron sus alumnos y así lo interpreta él: «Yo no enseño técnica. Coordino algo que vos quieras hacer con mi conocimiento. ¿Y qué tengo que hacer? Lo que quieras. Copia, mira, observa, hace un trabajo introspectivo. Se desorientan. Mi corrección no va por la imagen que vas logrando sino por los elementos que componen la imagen. Hablo de los elementos, de la luz, del color. Hay cosas que van descubriendo solos a medida que les digo».

En algunos casos puntuales, llama la atención que alumnos con un camino recorrido continúen asistiendo al taller luego de varios años. Y en algunos casos, de lugares distantes de Parque Chacabuco. Un misterio que Horacio nos ayuda a comprender: «Tener un lugar amable y complaciente Me parece que se sienten cobijados y no tengan lugar en su casa. Pueden venir y quedarse hasta la hora que quieran. Pueden venir los días que quieran», y agrega para aportar más luz: «yo respeto al otro en su máxima condición. Y sale un taller heterogéneo aunque barrial«.

Un pedazo de historia del Parque

«Viví toda mi vida en ese taller. Soy devoto del barrio. Mi viejo era presidente del corso de Cachimayo que era un corso espectacular, presidente de la cooperadora, presidente de la unión vecinal. En el primer encuentro cultural de los barrios que se invitó a Flores, mi viejo fue a representar a Flores porque Caballito todavía no era, y yo tengo la medalla y el diploma de eso. Tenemos una ligazón estrecha con el barrio», se enorgullece el maestro. Parque Chacabuco es su lugar en el mundo: su infancia, la formación de su familia, su taller, todo desemboca en el barrio.

El local que ocupa el taller es una de las primeras casas del barrio Parque Chacabuco. Fue construida en el año 1903 por José D’Alessandro, inmigrante italiano siciliano y abuelo de Horacio. Y hoy abre sus puertas para que todos puedan ingresar desde el barrio a las profundas búsquedas que propone el arte en sus diversas manifestaciones.


Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una

Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional (CC BY 4.0).

Por favor no corte ni pegue nuestros contenidos, tiene la posibilidad de redistribuirlos usando nuestras herramientas.

Deja una respuesta

Para enviar su comentario debe estar registrado y haber confirmado
que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones.