Domingo 14 de Julio del 2024

Dicen que las obras en la Autopista Illia mejorarán la integración de la Villa 31

El gobierno plantea la obra en la autopista como un requisito para urbanizar la villa. […]

Publicado el 22 marzo, 2017 por Fernando Zuker

                                     Foto: GCBA.

El gobierno plantea la obra en la autopista como un requisito para urbanizar la villa. Reemplazará el tramo que va de desde la 9 de Julio hasta la Villa 31 y 31 bis y transformará la vieja traza en un espacio verde con bicisendas y llegada del transporte público.   

La obra que planea el gobierno porteño implica la construcción de una nueva traza en la Autopista Illia de 1.9 kilómetros por fuera de la Villa 31 de Retiro,  con el doble de bajadas para los autos y un nuevo espacio verde de 6.5 hectáreas.

Hacer estos cambios requieren de una inversión de 1.700 millones de pesos y la ciudad pedirá financiación del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Las proyecciones del gobierno de Horacio Rodríguez Larreta indican que reducirán a 2.500 los 6.000 autos que bajan por hora en la Avenida 9 de Julio.

El plazo estimado para la finalización de esta obra es octubre de 2018 y habrá 4 carriles en dirección al centro y 3 carriles en sentido a provincia, separados por un cantero verde.

«Esta obra es indispensable para urbanizar la Villa 31 y 31 bis, si no habría que volver a radicar a más de 2.000 familias que viven en casas linderas a la autopista», explicó el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, al citar que la normativa vigente obliga a que las personas no pueden vivir a menos de 12 metros de las autovías.

En consonancia, el ministro de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad, Franco Moccia, afirmó que la nueva traza de la Illia «se basa en el urbanismo moderno, que busca que el impacto de las autopistas sea el menor posible».

En la vieja traza de la autopista que divide a las villas 31 y 31 bis se instalará un parque lineal, que significará la recuperación 6.5 hectáreas de espacio verde.

Desde el Gobierno porteño confían realizar un proceso participativo para que los vecinos del Barrio 31, Recoleta y Barrio Norte aporten ideas para el uso de ese sitio y para fin de año presentar un proyecto integral.

«Va a ser un espacio público para el ocio y el esparcimiento, pero también tiene que ayudar en la conectividad urbana con bicisendas y transporte público», precisó Diego Fernández, secretario de Integración Social y Urbana porteño.


Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una

Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional (CC BY 4.0).

Por favor no corte ni pegue nuestros contenidos, tiene la posibilidad de redistribuirlos usando nuestras herramientas.

Deja una respuesta

Para enviar su comentario debe estar registrado y haber confirmado
que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones.