Viernes 30 de Julio del 2021

“La relación con las pantallas siempre fue problemática”

Doctora en Ciencias Sociales, investigadora del CONICET, experta en juegos de mesa, columnista del programa […]

Publicado el 4 julio, 2021 por Juan Bertrán

Doctora en Ciencias Sociales, investigadora del CONICET, experta en juegos de mesa, columnista del programa de radio Vuelta y Media, Carolina Duek es una vecina de Flores que se destaca por su versatilidad. Infancias, juegos, pantallas y redes sociales son algunas de las cuestiones sobre las que reflexiona en esta entrevista.

De los fichines de Nazca y Rivadavia a recomendar juegos, libros y series en sus redes sociales durante la pandemia. Es que Carolina Duek rompe con el estereotipo del investigador que mira a la sociedad desde arriba y reflexiona sobre infancias, juegos y pantallas pero de una manera entretenida y amena.

La Doctora en Ciencias Sociales, docente e investigadora del CONICET se destaca hace años por su trabajo académico, pero alcanzó el reconocimiento generalizado a través de su participación en Vuelta y Media, el programa de Sebastián Wainraich en radio Urbana Play (FM 104.3). Allí con su columna semanal, acerca las problemáticas de las ciencias sociales con un lenguaje cercano y descontracturado.

La Comuna 7: ¿Cuál es tu relación con el barrio de Flores?

Carolina Duek: Hasta los 24 años viví en Floresta pero la secundaria la hice en Flores en Azul y Ramón L. Falcón. Para tomarme el colectivo a la vuelta de la escuela tenía que ir hasta Nazca a tomar el 63 o el 25 y ahí empecé a frecuentar los fichines de Rivadavia y Nazca. Primero los de la mano derecha y después los de la mano izquierda, en función de si nos peleábamos con el dueño o no. Gran parte de mi adolescencia la pasé en Rivadavia y Nazca y después a los 24 años me mudé a Flores y vivo acá hace 18 años.

LC7: ¿Cómo ves la relación de las infancias y las pantallas en esta pandemia donde son inevitables?

CD: Una de las cuestiones de mi trabajo de investigación cotidiano tiene que ver con el rol problemático que siempre tuvieron los dispositivos tecnológicos desde la aparición de la televisión hasta los celulares, las tablets. Siempre la relación con las pantallas fue problemática.  Lo que pasó desde marzo del año pasado es que las pantallas literalmente se volvieron el único contacto con el afuera, la única posibilidad de trabajar, de estudiar, de hacer. Los chicos juegan, estudian, hacen la tarea, hablan con familiares, la exposición que tienen a las pantallas es enorme y a la vez no tenemos otra forma de que se vinculen con pares y con adultos significativos.

LC7: ¿Cómo te parece que hay que actuar ante esta situación?

CD: Me parece que es un momento en el que hay que regular el uso de las pantallas, entendiendo que si bien hay cierto nivel de presencialidad, los chicos vienen de pasar un año encerrados, solos, aislados y con mucha preocupación. Hay que tratar de regular con alguna otra alternativa pero entendiendo que, tanto para adultos como para niños y niñas, las pantallas son el reemplazo de la sociabilidad cotidiana. Y cuando digo reemplazo, no digo ni bueno ni malo, digo que es lo que hay. Por supuesto que no es lo mismo, pero en este momento en el que hay que extremar los cuidados, me parece que es lo que hay que hacer.

LC7: ¿Cómo te imaginás la salida de la pandemia en cuanto al uso de la tecnología?

CD: Hay una parte cuantitativa que tiene que ver con lo siguiente: hoy di cuatro horas de clase por pantalla, cuando dé clases presenciales no voy a estar frente a la pantalla. Con los chicos pasa lo mismo. Las cuatro, cinco, seis horas que estén en las escuelas, no van a estar con las pantallas. Vuelve la escuelita de fútbol, gimnasia, la danza artística y tampoco van a estar frente a las pantallas. Lo que ocurre también es que al replegarse la oferta de actividades, todo se concentra en el hogar. Y en el hogar tenés, si tenés la posibilidad, un televisor o algún dispositivo que te permita conectarte a internet. Pero muchísimas de las tareas que como persona adulta hago son online, cuando las tenga que hacer de forma presencial me van a sacar de mi tiempo con la tecnología.

LC7: ¿Cuál es el uso que le das a las redes sociales a nivel personal?

CD: Mi uso de redes sociales es muy descontracturado. Lo que me pasó con Instagram es que empecé a tener, dentro de una cuenta muy pequeña, una demanda de recomendaciones. “Caro tengo un sobrino de 4 años, ¿qué le regalo?”. Entonces, una amiga que trabaja en publicidad me dijo: “No podés estar respondiendo para cada mensaje una recomendación. Hacé recomendaciones en general y que la gente busque lo que necesita”. Así que empecé a hacer una lista de cosas que siempre me preguntaban y empezaron las publicaciones de los miércoles con recomendaciones. El principio que tengo es que no recomiendo cosas que no las haya probado de verdad y que no me gusten de verdad. Con ese principio la paso bien, me divierto. Hay mucha gente que me escribe muy amorosamente. Me parece que contestar los mensajes y estar atenta un poco es ponerle un poco de vida a las redes sociales.

LC7: ¿Cómo surgió tu columna en la radio, cuál era la idea?

CD: La idea hace cinco años era hablar de temas que podían ser de las ciencias sociales de una manera no muy académica que coincide con la forma que tengo de hablar en la vida o cuando doy clases. Siempre tengo la convicción de que para ser serio no hay que ser solemne, entonces, puedo dar una clase haciendo chistes. No me preocupa ese registro. Esa era un poco la idea. La columna fue mutando, al principio era más estructurada, más académica, ahora en el formato diario íntimo de este 2021 es un poco más personal pero a la vez siempre trato de que tenga que ver con alguna dimensión del análisis de la vida cotidiana, de los consumos culturales.

LC7: ¿Qué lugar ocupa la radio en tu vida?

CD: Me muero si no tengo la radio. Es lo primero que hago a la mañana, lo último que apago a la noche. Escucho radio desde chiquita todo el día, todo tipo de programas, escucho programas con los que no estoy de acuerdo para nada. Escucho una cantidad de radios muy diversas y aparte yo estudié comunicación, entonces, también es parte de mi tarea profesional escuchar no solamente lo que me gusta sino aquello con lo que no estoy de acuerdo pero quiero saber cómo construyen argumentos, de qué hablan, qué dicen.

LC7: ¿En qué proyectos e investigaciones estás trabajando?

CD: En este momento estoy trabajando con distintas líneas de investigación pero la más reciente que está todavía en curso tiene que ver con escolaridad e infancia, familias y pandemias. Hemos publicado un texto con una colega y estamos escribiendo otro que tiene que ver con el registro de la vida cotidiana en la pandemia, el uso de dispositivos, las negociaciones, los permisos, la organización de horarios durante el 2020. En agosto queremos hacer entrevistas de seguimiento de los mismos informantes que tuvimos de escuelas públicas y privadas del AMBA durante 2020 y 2021, queremos relevar experiencias de escuelas, de escolaridades, de usos de tecnologías, de dispositivos.


Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una

Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional (CC BY 4.0).

Por favor no corte ni pegue nuestros contenidos, tiene la posibilidad de redistribuirlos usando nuestras herramientas.

Los comentarios están cerrados.

Para enviar su comentario debe estar registrado y haber confirmado
que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones.