Martes 07 de Julio del 2020

“Los barrios vulnerables iban a ser los más afectados”

Una acción judicial obligó al gobierno porteño a proveer de internet y computadoras a los […]

Publicado el 26 junio, 2020 por Juan Bertrán

Una acción judicial obligó al gobierno porteño a proveer de internet y computadoras a los estudiantes de los barrios vulnerables para que continúen la educación a distancia. Sofía Veliz, abogada de la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia, explica este conflicto y la situación de las villas porteñas frente a la COVID 19.

El 8 de junio el Juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario N° 2 de la Ciudad de Buenos Aires, a cargo del juez Roberto Andrés Gallardo, dictó una medida cautelar según la cual el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, tenía un plazo máximo de 5 días para entregar dispositivos con acceso a internet a estudiantes en situación de vulnerabilidad para garantizar la continuidad de su educación a distancia. A su vez, la medida obligaba al gobierno porteño a instalar en la totalidad de las villas equipos tecnológicos de transmisión de internet inalámbrica.

La institución que llevó a cabo la presentación legal fue la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ), una organización apartidaria, sin fines de lucro, dedicada a la defensa de los derechos de los grupos más desfavorecidos de la sociedad y el fortalecimiento de la democracia, en conjunto con la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) y grupos de vecinos. Hablamos con Sofía Veliz, abogada de la institución, quien contó sobre el conflicto judicial, sus repercusiones y la situación actual de los barrios vulnerables en el contexto de la pandemia de la COVID-19.

La Comuna 7: ¿Cómo comenzó la acción judicial?

Sofía Veliz: En un primer momento se presentó un asesor tutelar en representación de algunos chicos a pedir que se les proveyera de computadoras para acceder a la cursada online. Eso quedó trunco porque el asesor en el mismo día que se presenta avisa que ya había arreglado con el Gobierno de la Ciudad y que desistía de la acción. Entonces, ahí se presenta UTE para sostener la acción que se había iniciado, para pedir por materiales necesarios para los docentes y para los niños para que accedan a la escolaridad en forma virtual. Cuando se inicia ese proceso, nosotros también nos presentamos con un amparo pidiendo que se provea de computadoras y dispositivos tecnológicos adecuados a todes les alumnes de escuelas públicas de la Ciudad y las privadas de cuota cero y que además se brinde internet suficiente a las villas de la Ciudad. Así empezó la causa. Rápidamente, se resolvió favorablemente. El juez ordenó al Gobierno de la Ciudad que en cinco días tenían que poner a disposición los materiales para los chicos y chicas que acreditaran estar en situación de vulnerabilidad la entrega de un dispositivo tecnológico adecuado y una provisión de internet wifi en los barrios vulnerables de la Ciudad.

LC7: ¿Cumplió el Gobierno de la Ciudad con lo pedido por el juez?

SV: Lo que hicieron fue apelar la decisión del juez. Pidieron que se suspendan los efectos de la decisión, a lo que el juez ya les dijo que no se suspende, que tienen que cumplir aunque estén apelando. Técnicamente, en algún sentido ya están incumpliendo. Lo que están haciendo es discutir esa medida cautelar con un recurso de apelación en donde ellos, a grandes rasgos, lo que dicen es que no están vulnerando el derecho a la educación porque les están aportando a los chicos y chicas los materiales en cuadernillos y que en ese caso no habría esa vulneración.

LC7: ¿Piensan que esta disputa se va a extender por mucho tiempo?

SV: Por lo general, la estrategia que maneja el Gobierno de la Ciudad en los litigios es dilatar lo más que puede las respuestas, sobre todo cuando se trata de infraestructura y servicios. Nosotros tenemos un litigio con el Gobierno que es por el riesgo eléctrico de la Villa 21-24 que ya lleva diez años. Ya tiene sentencia de incumplimiento y siguen sin cumplir. Hace dos años que están incumpliendo muy burdamente. No digo que necesariamente vaya a pasar esto en esta causa pero sí, no es nuevo que el Gobierno de la Ciudad intente muchas veces dilatar el cumplimiento.

LC7: ¿Cómo ven la implementación de medidas y cuidados durante la cuarentena en los barrios vulnerables?

SV: Las condiciones de infraestructura, la falta de servicios sobre todo, el problema que implica no tener acceso al agua potable o un sistema de cloacas que funcione, eso agrava un montón la situación de los barrios vulnerables. Como está a la vista, se terminaron convirtiendo en especiales focos de vulnerabilidad frente al coronavirus. Lo llamativo y lo malo de todo esto es que era previsible que los barrios vulnerables iban a ser los más afectados. Ahora se están tomando varias acciones y haciendo varias cosas para contener y detectar al virus, con todo el diálogo que estableció el Gobierno Nacional y el plan DetectAR, hay algunas medidas que se empezaron a tomar con un poco más de seriedad. Sentimos que llegaron tarde y que lo que deja a la vista es la cantidad de años de abandono de parte del Gobierno de la Ciudad respecto de las villas y los barrios vulnerables de la Ciudad. Como todas las promesas de las urbanizaciones que, ahora queda a la vista que no fueron más que un maquillaje, si no pudiste proveer ni siquiera de agua que es un insumo fundamental para la prevención del coronavirus para la higiene.

LC7: ¿Ustedes cuentan con una plataforma para evaluar y monitorear los procesos de urbanización de los barrios vulnerables?

SV: Sí, se llama Caminos de la Villa y ahora con la situación de pandemia se lanzó otra versión del mismo portal que se llama Caminos de la Villa Covid 19 (https://www.covid-19.caminosdelavilla.org/) que está hecha para reportar situaciones de incumplimiento del Gobierno de la Ciudad de sus obligaciones, reportar problemas, o denunciar situaciones de infraestructura y demás.

LC7: ¿Creen que en los últimos años hubo un avance real en los procesos de urbanización?

SV: De cero a uno hay un montón. No quiere decir que haya avanzado lo suficiente pero evidentemente hay un avance en las urbanizaciones. En algunos barrios más que en otros. En el playón de Chacarita hubo un avance bastante notorio. En la 31 se está avanzando en relocalizaciones pero lo que pasa es que no alcanza, no es suficiente como para resguardar los derechos de las poblaciones que viven en esos barrios. Realmente, sería faltar a la verdad decir que no se está urbanizando, que no se hizo nada, que está en cero. Sí se hicieron cosas, se hicieron intervenciones, se están abriendo calles, se construye vivienda nueva, hay mudanzas, pero todo con ese sabor a poco de que no alcanza y no cumple con la promesa de esa urbanización total del barrio, de la integración de los barrios con la Ciudad.

LC7: ¿Qué otras acciones están promoviendo desde ACIJ?

SV: Por el momento tenemos varios frentes abiertos porque seguimos reclamando que el gobierno cumpla con la sentencia de la causa de riesgo eléctrico en la 21-24. Es una causa importante y grande donde se denuncia justamente el riesgo eléctrico del barrio, que empujaría a que el Gobierno de la Ciudad tenga que hacer las obras necesarias de infraestructura para terminar con ese riesgo eléctrico que pone en vilo la salud de las personas que viven en la villa, sobre todo sabemos que en invierno se agravan los problemas con el consumo de calefacción eléctrica. También, estamos litigando en una causa para que se defina un protocolo específico para los barrios populares de la Ciudad para el abordaje del COVID 19.

Foto: ACIJ.


Licencia Creative Commons

Esta obra está bajo una

Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional (CC BY 4.0).

Por favor no corte ni pegue nuestros contenidos, tiene la posibilidad de redistribuirlos usando nuestras herramientas.

Deja una respuesta

Para enviar su comentario debe estar registrado y haber confirmado
que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones.